¿Cual es la diferencia entre impuestos directos e indirectos?


Es una pregunta que suele ser recurrente y que a menudo no termina de quedar muy clara.

Los impuestos en España se dividen en dos grandes grupos: los impuestos directos y los indirectos. Ahora vamos a ver estos grupos en detalle:

Impuestos Directos: Son los impuestos que gravan directamente el patrimonio o la capacidad de obtener rentas. Se aplica sobre los ingresos obtenidos, los incrementos patrimoniales o la transmisión de bienes muebles o inmuebles. Son impuestos directos el de la Renta de las Personas Físicas (IRPF), el Impuesto sobre Sociedades, el de Sucesiones y Donaciones y el de Patrimonio.

Impuestos Indirectos: Son los que gravan el consumo de bienes y servicios con independencia del poder adquisitivo del contribuyente. Se aplica a la obtención de bienes y servicios, transmisiones de bienes y derechos en general. Son impuestos indirectos el Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA), los Impuestos Especiales (hidrocarburos, tabaco, alcohol…) el Impuesto sobre Primas de Seguros y el Impuesto sobre Transmisiones Patrimoniales (ITP)